25 mayo, 2018

Descubre cómo puedes conseguir el jardín más in

Con la llegada del buen tiempo llegan también las ganas de salir a disfrutar del sol y el aire fresco. Las altas temperaturas nos invitan a querer pasar tiempo en nuestra terraza, jardín y piscina por lo que la decoración de los espacios abiertos de nuestra vivienda es imprescindible para que podamos disfrutar al máximo de esos momentos. Los jardines y terrazas conforman buena parte del atractivo de una vivienda.

Algo que suele preocuparnos mucho a la gente que tenemos jardín es el poder mantenerlo siempre en buenas condiciones sin que nos lleve mucho trabajo ni tener que invertir grandes cantidades de dinero para su cuidado. No podemos evitar los estragos que causan los temporales invernales (plantas muertas, destrozos en el césped a causa de las fuertes lluvias, etc.), pero sí podemos conferirle una mayor personalidad y convertirlo en un espacio más atractivo con la instalación de tarimas para exteriores, una de las tendencias que se mantienen en auge tanto en pequeñas terrazas urbanas, como en porches de grandes casas de campo, jardines e incluso detalles de escalones o pasarelas.

Sea cual sea el motivo, la terraza termina siendo la gran olvidada de las viviendas quedando como un espacio desaprovechado y utilizado únicamente para tener macetas con flores (que aporten algo de color) y acumular trastos. Seguro que si nos ponemos a pensar al menos conocemos a alguien que tiene una casa de campo con una amplia terraza, pero no la utiliza porque el suelo está desnivelado o se calienta mucho el suelo en verano y es molesto estar allí debido a ese calor. Esto se debe a que no sabe qué materiales son aptos para poder aguantar las inclemencias del tiempo o tiene miedo de que al estar aire libre se le estropee y su mantenimiento salga muy caro. La mejor forma de dar utilidad a esa terraza, a la vez que diseño, decoración y por qué no, elegancia, es instalando una tarima exterior de madera.

En IPE Maderas encontrarás toda la información necesaria para escoger la tarima que mejor se adapte a tu hogar, pues están especializados en la realización de todo tipo de exteriores en madera y son líderes en venta de tarimas de exterior con más de 25 años de experiencia en este sector.

La tarima no es sólo la solución ideal y definitiva para tu terraza, sino que también lo es para dar un aspecto realmente natural y bonito a tu piscina. La entrada del verano trae consigo la temporada de barbacoas en familia o con amigos. Si quieres ser la envidia  de todos ellos no dudes en usar tarimas en piscinas y jardines para marcar la diferencia.

Detalles a tener en cuenta a la hora de elegir tu tarima:

La primavera es el momento ideal para iniciar el cambio y que este verano puedas disfrutar de tus baños en la piscina de una forma diferente. Os animamos a apostar por la madera para revestir la zona de entrada y salida al agua, pero hay que tener en cuenta algunas características muy importantes:

– El tipo de madera que elijas debe ser antideslizante para conseguir un espacio seguro y libre de sustos, en especial si vives con niños pequeños.

– Debes escoger un modelo que sea altamente resistente a productos químicos y que ofrezca una buena limpieza, así como ser resistente a los efectos de la climatología: sol, cambios de temperatura…, además de que no exija cuidados delicados.

– Antes que nada, estudia muy bien dónde vas a colocar la tarima (sólo rodeando la zona de baño, un pequeño solárium, etc), para poder combinarla con otros materiales y tener claro cuál va a ser la superficie sobre la que se va a colocar (por tener en cuenta si se necesita realizar algún tipo de obra previa).

IPE Maderas pone a tu alcance tarimas para piscinas y jardín que no se astillan ni se pudren, de fácil limpieza, totalmente antideslizantes, con la máxima protección frente a los rayos U.V.A y de bajo mantenimiento, no tendrás que estar aceitando, lijando ni aplicando tratamientos de barnizado.

Ventajas de usar tarimas

Contando con todos estos aspectos apostar por la madera como el mejor material tiene las siguientes ventajas:

– es una solución muy decorativa y acogedora con un alto nivel estético.

– menor presencia de insectos, como las hormigas, que sí tendríamos en piscinas con césped.

– la madera al ser un material natural aporta un ambiente cálido y muy agradable.

– su colocación no precisa de obras, con un fácil montaje.

– es totalmente segura, tanto por su cualidad antideslizante como por no generar astillas.

no necesita mantenimiento; simplemente una limpieza con agua y jabón neutro de vez en cuando.

– Es resistente a las agresiones externas (humedad, insectos, lluvia, golpes…).